Seguidores

domingo, 18 de enero de 2009

Soledad


Cuando llegué España, estuve trabajando en el juzgado como interprete y asistenta social. Esta es la muy abreviada historia de Soledad.


La necesidad era grande y la falta de escrúpulo también
Dejó a la nena en casa de su hermano, la cogía de paso y no tenía alternativa, no tenía a nadie más.

Fue un alivio cuando llamó y su sobrina le dijo: -Tía me harás un gran favor, la cosecha está encima y al niño no puedo dejarlo con nadie, si dejas que Soledad se quede con nosotros un par de meses la trataremos bien y puede ayudarme a entretener al niño.
Cuando Soledad vio al bebé supo que estando con él echaría menos en falta a su madre
no fue fácil a la madre decir adiós a Soledad, desde luego no pensaba tardar más de dos semanas, el tiempo justo para solventar el tema de la vivienda, la tranquilizó el cariño con que su sobrina y su hermano trataban a Soledad el marido de su sobrina parecía un buen hombre y su cuñada ya se sabía que era algo agria pero no mala persona.

Y allí quedó Soledad llorando por que se fue su madre, sólo tenía ocho años.
-Me parece que estas muy mimada tu...- Dijo su tía. -Mujer, es normal- Respondió el marido y cogió a la niña en brazos y la llenó de besos.- Eres muy guapa, anda no llores más-

Los días pasaron en un continuo jugar con el bebé al que acarreaba a todas partes.

-Tía, no me gusta la col-

¿Qué no te gusta la col? Pues anda que no habrás comido tu cosas peores, mano dura es lo que tu necesitas, ¡Come!
-Me dan asco, tía- Y se comió las coles, y las vomitó. La bañó su tío, ella le dijo que podía sola , elle siempre se bañaba sola pero su tío insistió y él era muy mayor, había que obedecer.

Al medió día de agosto la casa quedaba en silencio, el tórrido sol no permitía actividad alguna, y en aquella habitación se sentía muy sola, casi nunca se dormía pero esa tarde sí, la habitación tenía una ventana alta y pequeña por donde el sol de la tarde entraba y al despertarse se sintio cegada por el resplandor cuando acertó a ver la sombra estaba ya encima de ella, su tío arrodillado en la cama e inclinado hacia ella la tapaba la boca y decía, chisssst en su otra mano tenía su cosa, una cosa flácida que crecía al movimiento de la otra mano. Paró el movimiento para levantar su vestido y bajar sus bragitas, siempre con la mano en la boca, una mano grande que tapaba casi toda la cara de Soledad. No paraba de hablar, decía cosas incoherentes ella no comprendía nada. Dejo de mirar a su tío y se concentró en aquella luz cegadora, sintió algo mojado caer en su barriga y oyó la respiración de su tío que parecía cansado y le decía:
-No se lo digas a nadie, si lo haces nadie te creerá. Yo no te he echo daño ¿verdad ? ¿Ves esta mano? Si dices algo te ahogaré.
Sintió como la limpiaba y salía de la habitación.
Se quedó echa un ovillo y lloró.

Sé que es una historia dura, pero es la historia de muchas niñas y niños
La he suavizado pero en la realidad son mucho más crudas.

36 comentarios:

Jesús dijo...

Un relato duro, pero como bien señalas el mundo esta lleno de horrores

el marido de la portera dijo...

La realidad supera con creces a cualquier ficción que inventemos. Un saludo.

Tanhäuser dijo...

Sin palabras.
Soy padre de dos niñas: 11 y 9 años.
Besos

Codorníu dijo...

En fin, sabemos que esas cosas pasan; pero leerlas o verlas en cine o escucharlas contar es traerlas al consciente, y entonces es cuando nos damos verdadera cuenta de todo el dolor y el pánico vivido por otros.

Yo creo que por eso se alejan de las guerras a los fotógrafos y reporteros. Así lo que no se sabe no existe.

Un saludo.

RAMPY dijo...

Sí, es un relato duro, pero como la realidad misma.
Un beso
Rampy

Noelplebeyo dijo...

Rampy...es un relato duro y no como la realidad misma ES LA REALIDAD..no hay comos válidos para estas situaciones...

Los niños son el futuro y deben ser los cimientos de la esperanza.

Cornelivs dijo...

:(

Besos, Lys.

Elisabeth dijo...

un relato duro pero como dices por desgracia es el dia a dia de algunas criaturas,no deberiamos consentir nada de esto..... perdona pero este tema me pone muy furiosa pq son seres indefensos y con un alma inocente....

besitossss

anapedraza dijo...

Hola Lys,

Sí es dura, y por desgracia se repite demasiado.

Un beso.

MIGUEL

Amig@mi@ dijo...

Duro y real, como tantas cosas que hoy existen en el silencio de los oprimidos, los que tienen miedo de hablar, los que callan por vergüenza...
besos lys

moderato_Dos_josef dijo...

Está contado tan bien que estremece de verdad. Narras muy bien, este relato es genial... y terrible. Pero necesario, hay que escribir, seguir escribiendo sobre todo y de todo. Un abrazo.

Arwen Anne dijo...

pues sí, la verdad es que tú lo has suavizado y mucho, no es tan fácil como lo has pintado, de todos modos está muy bien contado y me ha gustado

besos

Esteban dijo...

Lys muy dura tu historia.
Un beso

Pedro dijo...

Me dejas sin palabras. Pero no por callar dejarán de ocurrir estas cosas, más bien al contrario.
Otra lacra más del ser humano.

Besos.

lys dijo...

Estimados lectores: este es un tema dificil de comentar, si desean cerrar la puerta en silencio y despacito lo comprenderé.

Un beso inmenso a tod@s

Esteban dijo...

Lys con estas cosas no hay que callarse, un beso

Georgia dijo...

Que si son duras estas historias? pero son mas reales y mientras mas reales mas crudas...este es mi día a día lys...soy Trabajadora Social, y de este plato debo comer varias veces al día...y creeme saben peor que la col.

No dejes de decirlo...todas las soledades del mundo necesitan nuestra voz

te abrazo y te apoyo

BRILLI-BRILLI dijo...

Sin palabras me he quedado.Estas historias son muy duras..por los derechos de los niños!
UN ABRAZO

€_r_i_K dijo...

La lástima de todo esto es la impugnidad de muchos tios, primos, padres(que dudo que lo sean) y un largo etcetera de con los besos tranquilizadores cuando estan asustadas, embaucan la inocencia...
Y sin embargo, la dureza de esa tía, enfrentandola a la cruel realidad, para ir aprendiendo de ella....

"quién bien te quiere, te hara llorar".....

Abrazos.........

Sol y Luna dijo...

Hola lys, lamentable realidad, a veces no son los tíos, sino hasta los propios padres, de estas criaturas que vienen a sufrir, por cuenta de estos seres que no merecen llamarse humanos.
Un fraternal abrazo
Sol y Luna.

Sol y Luna dijo...

Hola lys, lamentable realidad, a veces no son los tíos, sino hasta los propios padres, de estas criaturas que vienen a sufrir, por cuenta de estos seres que no merecen llamarse humanos.
Un fraternal abrazo
Sol y Luna.

Alatriste dijo...

Lo más terrible de tu relato es que es real como dices. Gracias por ponerle voz a los desamparados. Eres muy valiente. Un beso enorme.

Salva dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Garrincha dijo...

oh, shit.
qué rabia.

Salva dijo...

La vita é molto dura Lys. Ne so io qualcosa, perché la storia dei miei genitori, della mia famiglia, é stata sempre una lotta continua, piena di sacrifici e dolori atroci.

Raccontarla tutta in un post? Non ne avrei la forza credo.
E credo che oltre alle brave persone come sei tu,
esistono anche quelli cattivi.

Un bellissimo post Lys,
E´ una delizia visitarlo e leggere quello che scrivi. Continua cosi.

Bacio,
Salva

Natacha dijo...

Lys, estas cosas pasan, pasan de verdad y es lo más horrible que alguien puede sentir...
Gracias por sacarlo. De vez en cuando, debemos no olvidar a nuestros pequeños. Que nunca dicen nada.
Un beso
Natacha.

Zorro dijo...

Un relato impactante. A mí me ha gustado mucho, por la ddureza conque afrontas el tema.

Y me alegra haberme tropezado con este blog. Ya desde el título, la foto de la luna, me ha enganchado. Y su contenido, muy bueno. Desde ya me declaro seguidor y os linko a la Madriguera ;-)

Un saludo!!

Lola dijo...

Jo Lys...tu relato es tan crudo como real y lo que mas me duele es la forma gratuita que tienen algunos desalmados de matar la inocencia...Si, sin duda hay levantar la voz por todas esas criaturas que no entienden que les ocurre...
Yo tambien te extraño,,,estoy decidiendo la decoracion de mi nueva casa, cuando este lista no dudes que seras mi invitada.

Un beso enorme guapa

verdial dijo...

Tremendo aún a pesar de que lo hayas suavizado.

Y lo peor de todo es que son hechos que narran la realidad del día a día, realidad que va en aumento.

Un abrazo

Nelson Diaz dijo...

No puedo menos que coincidir con todos los que te han visitado antes que yo en esta entrada amiga... Un dura realidad, tu artículo a pesar de la crudeza "atenuada" como tu misma lo dices, no deja de ser un llamado a las mas profundas reflexiones. Por nuestros niños cualquier lucha emprendida vale todo el empeño.

Un fuerte y cariñoso abrazo mi estimada amiga Lys

Stanley Kowalski dijo...

Emotivo relato y muy bien contado.

Te mando un beso.

Natacha dijo...

Gracias por tu cariño y apoyo, cielo.
Un millón de besos.
Natacha.

josep dijo...

Como es posible que haya gente tan ruin que
sea capaz de robar a un niño su inocencia.

Víctor González dijo...

Indignante hasta el asco.
Es otra forma de dominación, la más repugnante tal vez por ser con los más débiles.
Beso.

kayako saeki dijo...

Estoy kompletamente aturdido despues de leer este relato... Es inkreible ke el ser humano sea kapaz de hacer tanto daño a un ser tan indefenso komo un niñ@. ¿Dónde esta la konciencia? ¿dónde keda la justicia divina? porke en la humana no kreo...
Dicen ke mi blog es de terror, pero el verdadero terror es éste.
"...yo kisiera ser civilizado komo los animales..."

felicidades por tu blog y por tu forma de narrar las historias.

Goathemala dijo...

Muy bien escrito en especial la parte cruda que abordas con delicadeza. Una de tus virtudes no es ya tu escritura si no que con ella CUENTAS, transmites. No creas que hacen muchos escritores eso. Suelen quedarse en bellísimos encajes de palabras que un día significan una cosa y otros la distinta.

Es propio de los blogs las entradas amables y chachis pero te recalcaría que lo mejor es sacar lo que uno lleva dentro. Guste o no. Sin suavidades. Precisamente como te digo la parte dura es la mejor (para mi). Aunque me duela y espante lo que se narra.

Saludos.